Profética

Con Dios no Asumas

Cuando tengas un Sueño o Revelación, asegúrate de llevarlo primero a la presencia del Señor y observar que no vaya en contra del carácter de Cristo y la Palabra de Dios, de lo contrario, el sueño o revelación puede haber venido de la carne o de las tinieblas.

El Señor utiliza los sueños y las revelaciones divinas para comunicarse con su pueblo y mostrarles por el camino que deben de andar pero tambien Dios puede utilizar los sueños y revelaciones de la carne y de las tinieblas, (aunque El no los provoca), como herramientas de práctica para capacitar afilar y agudizar los sentidos espirituales de discernimiento y hacernos más dependientes de El o también pueden ser para probar nuestras intenciones y ver cómo reaccionamos ante la información que no viene de Dios, ojo.

Los sueños de la carne muchas veces vienen por el mucho afán, el mucho pensar, la mucha ansiedad, incluso nuestra propia alma puede hablarnos de lo que acontece en el cuerpo enviando señales de humo de que algo no anda bien, etc. A medida que nuestra alma se libera de las viejas vestiduras o los viejos patrones pecaminosos con los que vinimos del mundo, tendremos una alma descongestionada y capaz de recibir y decodificar cualquier mensaje que el espíritu humano haya recibido del Espíritu Santo. Es una de las razones por la que es tan importante dejarnos santificar, procesar, entrenar por el Señor.

Los sueños de las tinieblas son ataques del adversario que solo viene a “matar a robar y a destruir”. Sin embargo, algo que he aprendido de estos sueños es que el enemigo siempre se delata con lo que planea en tu contra y aunque sí puede ser un ataque, tienes la oportunidad de revocarlo con la autoridad que el Señor te ha dado. Te da tiempo a desmantelar el plan, por eso no podemos dejarnos amedrentar ni manipular por el espíritu del temor que estos sueños infringen. Y si acaso en el sueño detectas que hay alguna puerta abierta en tu vida o le has dado al enemigo alguna legalidad en algún aspecto de tu vida, este es el tiempo de arrepentirte para que el enemigo pierda total derecho de operación. De estos sueños se puede aprender mucho pero va a requerir de conocer la Verdad, (La Palabra de Dios escrita y la que sale de Su boca), para comprender cómo opera el enemigo.

A la medida que vamos avanzando en madurez, obediencia, amor, y humildad y a la vez que nos vamos pareciendo más y más a Cristo, se nos hará mucho más fácil discernir de dónde viene cada cosa. Siempre tomando en cuenta “no ser sabios en nuestra propia opinión”.

Hace tiempo el Señor me dijo —“Jireh, con lo mío no asumas”—.
Es muy fácil asumir y creer que lo que recibimos de parte del Señor significa algo determinado, cuando realmente podría estar bien lejos de la verdad. Esta forma de acercarnos a las revelaciones puede ser catastrófica si somos deliberados con lo que no entendemos.

Solo obtendremos una interpretación sana de todo lo que procede de lugares espirituales cuando busquemos el consejo del Señor CADA VEZ que veamos o recibamos algo. Es la forma segura de no caer en engaño.
Todo es con el magno propósito de conocerle más a El y en El nos conoceremos a nosotros mismos.

Subamos el Monte Sion con manos santas y corazones puros, dejándonos capacitar por el Espíritu Santo.

Jireh Gerch🌺

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s